jueves, 26 de mayo de 2011

Albóndigas de bacalao

Las albóndigas de bacalao nos encantan y las hago siempre que puedo pero siempre en grandes cantidades porque nunca tenemos bastante. Es una receta sencilla y bastante fácil de hacer, más o menos como las hace mi madre, así que espero que os animéis a probarla porque no tiene ninguna complicación. Además, si sobran siempre puedes congelarlas, eso sí, antes de freírlas.

Presupuesto para 4 personas: 5 euros
INGREDIENTES:
  • 400gr patatas
  • 250gr migas de bacalao
  • 2 huevos
  • piñones
  • 1 diente de ajo
  • perejil
  • pimienta
  • sal
  • y una de Dorian,

 
ELABORACIÓN:
  1. Convencional- Poner agua a hervir en un recipiente grande y añadir las patatas. Dejar cocinar una media hora.
  2. Escurrir y dejar enfriar.
  3. Picar el ajo y el perejil y colocarlos en un bol grande.
  4. Añadir la patata y picarla con un tenedor.
  5. Introducir el bacalao, las yemas (o el huevo entero si se quiere), los piñones y las especies y amasar con las manos.
  6. Comprobar que esté picado a nuestro gusto.
  7. Hacer las albóndigas dándoles la forma que se quiera, alargada como a una croqueta o redonda y aplastada.
  8. Batir las claras en un plato y rebozar con ella las albóndigas (si se ha optado por añadir el huevo entero a la mezcla este paso no es necesario porque ya lleva las claras incorporadas, yo lo hago así).
  9. Freír en abundante aceite.


  1. Thermomix- Poner en el vaso 1 litro de agua.
  2. Colocar el recipiente Varoma en su sitio y meter dentro las patatas. Programar 30 minutos, temperatura Varoma, velocidad 3.
  3. Cuando falten 10 minutos para terminar el tiempo se puede poner el bacalao sobre las patatas para que se haga un poco al vapor y no se reseque (yo este paso me lo salto).
  4. Limpiar el vaso y reservar las patatas y el bacalao.
  5. Trocear el ajo y el perejil 5 segundos, velocidad 8. Bajar los restos de las paredes.
  6. Poner la mariposa y añadir la patata, el bacalao, las yemas (o el huevo entero si se quiere), los piñones y las especies. Amasar unos segundos velocidad 4.
  7. Comprobar que esté picado a nuestro gusto.
  8. Hacer las albóndigas dándoles la forma que se quiera, alargada como a una croqueta o redonda y aplastada.
  9. Batir las claras en un plato y rebozar con ella las albóndigas (si se ha optado por añadir el huevo entero a la mezcla este paso no es necesario porque ya lleva las claras incorporadas, yo lo hago así).
  10. Freír en abundante aceite.

2 comentarios:

  1. Las haré un día que me vea con ganas de freír... tienen muy buena pinta.

    ResponderEliminar